sábado, 20 de junio de 2009

f i n


Escucho el quiebre de la noche.

Ese llanto de la oscuridad,

mientras arde en las ascuas del crepúsculo.

Los cirros al Norte, visten de gala.

Pétalos muertos entre unos fríos escalones.

La infinidad del cielo, se demuele en mis oídos.



Texto: Natalia Zacarías

Imagen: "Closed" by Natalia Zacarías

5 comentarios:

Aida dijo...

La belleza de la foto contrasta con la tristeza que me trasmite el texto...
Espero que vaya todo bien!
Un beso grande!

Carlos dijo...

La noche es un misterio inexplicable, hasta que llega el alba y lo devela.

Un beso.

Giovanni-Collazos dijo...

Bien... espero. Me gustó el poema. Espero que no sea el fin, la noche nunca es el fin.

Un abrazo.

Gio.

Lourdes Natalia Zacarías dijo...

Aida: Gracias! La foto es del jardín de mi mamá :)

Carlos: Es un misterio inexplicable, sin duda. Será por eso que tanto nos inspira escribir. Saludos!

Gio!: Me gustan los comienzos, así que ver morir la noche, de vez en cuando, me hace sentir que todo vuelve a comenzar. Gracias por tus palabras!

grace dijo...

qué lindo está el blog Nat!
precioso
hacía rato que no pasaba
1 beso
y gracias x tus "curas"
¿estás en facebook?